domingo, 19 de marzo de 2017

Las cláusulas oscuras de los contratos de los ISP y operadoras de telefonía.

Teniendo en cuenta lo dispuesto en el artículo 1285 del Código Civil que dice: "Las cláusulas de los contratos deberán interpretarse las unas por las otras, atribuyendo a las dudosas el sentido que resulte del conjunto de todas", y lo dispuesto en el artículo 1288 del mismo texto legal , según el cual: "La interpretación de las cláusulas oscuras en un contrato no deberá favorecer a la parte que hubiese ocasionado la oscuridad", resulta que la interpretación de las cláusulas oscuras o contradictorias de un contrato no debe favorecer a la parte que lo ha redactado, y en caso de duda la interpretación sobre el sentido de una cláusula oscura o contradictoria prevalecerá la interpretación más favorable para el consumidor.
 Este párrafo está extraído de la sentencia de la Audiencia Provincial de Burgos:

Traigo esta sentencia a colación porque es habitual leer en la prensa noticias como: Una juez anula las cláusulas suelo de todos los bancos por "falta de transparencia", publicada por Público; y me pregunto si por analogía con la banca, los Proveedores de Servicios de Internet (ISP) deberían de mejorar la transparencia de sus contratos.
Es habitual y voz populi que nadie lee los contratos de los ISP y todo el mundo acepta sus condiciones para poder utilizar sus servicios. No es que haya alternativa, son contratos de adhesión en los que las clausulas no son negociables para los consumidores. El problema surge cuando entre las clausulas se incluyan algunas dudosas o sin transparencia que benefician al ISP o a terceros.
Recientemente recibí de madrugada un mensaje del ISP indicándome que me había suscrito a RealMadrid y recibiría un cargo de 2.49 Eur/semana; es decir, de casi 10 € al mes. 

La primera sorpresa fue que no era consciente de que me hubiera suscrito a tal servicio y, además, tenía los SMS Premium desactivados. La segunda sorpresa fue que utilizara el nombre del Real Madrid, ¿necesita rerecurrir a ésto o lo hace un tercero utilizando fraudulentamente su nombre?.
Una rápida búsqueda en Google puso de manifiesto que es una práctica habitual. Sin dificultad, pude entender que la suscripción a tal servicio no fue mediante un SMS Premium, sino por el simple hecho de navegar por alguna página de Internet que realiza la suscripción y cobro a través de "Orange Payment". Pero, ¿qué es Orange Payment y por qué lo tenía activo?.
En la propia página del ISP se pueden ver quejas de otros consumidores:

A la mañana siguiente llamé al ISP para que me indicara cómo era posible que me hubiera suscrito a tal servicio si yo no lo había autorizado ni tenía constancia de su existencia.
La respuesta fue que no sabían si tal autorización constaba de forma explícita en el contrato de prestación de servicios, pero que el ISP lo activaba para facilitar los pagos por Internet, ya que había mucha gente que lo demandaba para evitar introducir los datos de la tarjeta de crédito. 
Si perplejo me dejo la suscripción, más perplejo me dejó que el ISP me dijera que me estaba facilitando las compras por Internet.
Aproveché para quejarme de lo que para muchos parece una estafa similar a la realizada a través de los SMS Premium y me dijeron que ellos no tenían nada que ver con dichos servicios, aunque se encargan de cobrarlos a través de las facturas de teléfono.
Sin más, verificaron que no estaban activos los SMS Premium y desactivaron Orange Payment; indicándome que como "era cliente preferente" si me facturaban dicho servicio, no tendría mas que volver a llamar para que me devolvieran el importe cobrado. ¿Cliente preferente?.
La OCU ya alertaba en 2015 de la existencia de un engaño en los servicios telefónicos de tarificación adicional:
Todos tienen en común que el teléfono es utilizado para dar un servicio prestado por terceros, con una forma de pago compleja para el usuario. Aprovechando su desconocimiento, la "autorización" para ese pago se consigue mediante engaños o con información muy deficiente.
Según el citado artículo estos servicios son proporcionados por las operadoras de telefonía más importantes:
Además, aalgunas compañías han empezado a desarrollar sistemas de pagos en factura (se contrata un servicio para que directamente se pague en la factura del móvil sin necesidad de realizar llamadas o enviar/recibir mensajes con una numeración especial) que son gestionados por la propia compañía: Pagos Movistar, Pagos Vodafone o Pagos 

en factura Orange.
Por analogía con la banca, cualquier clausula que autorizara a los ISP y operadoras de telefonía al cobro de estos servicios debería ser nula y los consumidores no tendrían mas que reclamar la devolución de los importes indebidamente facturados sin su consentimiento explícito e informado.
Así que sigue el consejo de la OCU manifestado en su artículo titulado Pagos Vodafone: ¿es un nuevo timo?
Estos casos tienen como nexo común que aprovechan la debilidad de un sistema de pagos basado en la línea telefónica. Por esa razón, cobra más sentido que nunca la campaña de OCU Desactiva el engaño, en la que solicitamos que los servicios de tarificación adicional estén desactivados por defecto en todas las líneas telefónicas, y animamos a los consumidores a que soliciten inmediatamente a su operador que en todas las líneas los servicios de tarificación adicional (llamadas y SMS) y los servicios de Pagos de las compañías queden desactivados por defecto.

En OCU apostamos porque sea únicamente el consumidor quién decida cuándo su línea puede servir para algo más que para comunicarse. Queremos desactivar el engaño de los SMS Premium, y tú puedes apoyar nuestra inicativa.
Si la operadora de telefonía o el ISP no atienden tu reclamación interna, tendrás que dirigirte a una Oficina de atención al consumidor para que tramite una nueva reclamación. Si tampoco consigue un resultado positivo, te quedará la vía judicial de un juicio verbal sin abogado ni procurador. Para facilitarte esta última vía; un equipo de la Confederación Española de Amas de Casa, Consumidores y Usuarios (CEACCU)* ha redactado estos 9 escritos tipo para que te resulte mucho más sencillo emprender acciones judiciales contra los operadores de telefonía móvil en caso de que tengas que recurrir a esta vía.

No hay comentarios:

Publicar un comentario